saltar al contenidoSaltar a la barra lateral izquierda Saltar al pie de página

Noticias

Buscar

Las temperaturas cálidas del otoño y el invierno han provocado el adelanto en la proliferación de nidos de oruga procesionaria en algunos pinos de nuestros parques. Se está procediendo a la eliminación de los nidos y al tratamiento preventivo para evitar la multiplicación de estos insectos.

Aunque son inofensivas, en su forma de oruga poseen pelos urticantes que pueden provocar reacciones alérgicas en humanos y animales causando irritación en la piel, ojos y vías respiratorias. Vigilen especialmente a los niños pequeños y perros en las proximidades a los pinos.

Noticias Relacionadas